Santa Cruz avanza

Las cuentas públicas para el próximo ejercicio confirman nuestra determinación política para seguir contribuyendo al progreso y bienestar de todos los chicharreros.

El Pleno del Ayuntamiento de Santa Cruz aprobó este viernes el Presupuesto municipal para el próximo año, lo que supone, en primer lugar y antes de cualquier consideración sobre su contenido, un avance extraordinario. El hecho de aprobar nuestras cuentas para 2019 dos meses antes de que finalice este año revela el buen funcionamiento interno de la Corporación, basado en un trabajo serio, riguroso, eficaz y eficiente.

No hay muchas administraciones públicas que aprueben sus presupuestos con esta antelación, lo que nos permite que el proyecto entre efectivamente en vigor cuando debe entrar, es decir el 1 de enero de 2019.

Y si desde el punto de vista formal la gestión del Consistorio ha sido ejemplar e irreprochable, el detalle de las cuentas públicas para ese próximo ejercicio confirma nuestra determinación política para seguir contribuyendo al progreso y bienestar de todos los chicharreros: reduciendo impuestos para facilitar la inversión o el ahorro familiar, consolidando el incremento del gasto social y propiciando el marco normativo adecuado para facilitar la creación de empleo y el crecimiento económico.

Es un presupuesto continuista, en la medida que profundiza en todas aquellas medidas que llevamos aplicando en el Ayuntamiento desde hace años y que han contribuido decisivamente a la dinamización económica de la ciudad. Pero sin olvidar a todos aquellos vecinos que aún siguen atravesando una situación económica difícil y que no encuentran trabajo.

Solo durante este mandato, hemos incrementado un 48 por ciento el gasto social, de modo que el Ayuntamiento ha podido contrarrestar los efectos más graves de la crisis económica y paliar las necesidades perentorias de una parte de la población.

Y ahora que la situación ha mejorado –confiemos en que la incipiente desconfianza empresarial sobre la economía no vaya a más– tenemos que seguir prestando auxilio a todas esas personas que tienen dificultades para llegar a final de mes.

Auxiliaremos a todos esos vecinos a través de dos vías: una directa, con la entrega de ayudas básicas; y otra indirecta, creando oportunidades laborales para lograr una inserción efectiva y digna en el mercado laboral.

Para ello hemos vuelto a reducir la presión fiscal, de modo que ésta constituya un aliciente para la creación de empresas y generación de puestos de trabajo; y seguiremos con todas aquellas medidas de dinamización que permitan a nuestros sectores económicos principales mantener el impulso de estos años.

Además, el Ayuntamiento contribuirá de manera directa a la creación de empleo gracias al capítulo de Inversiones, que sumarán el próximo año 56 millones de euros. Esta cantidad se ha multiplicado por once con respecto a las inversiones del año 2011.

Y si consideramos –como así es efectivamente– que el Presupuesto municipal es la concreción de una voluntad política, estas cuentas fortalecerán la condición de Santa Cruz como centro neurálgico de las empresas y el empleo en la Isla y conducirán a una mejora de la calidad de vida de todos los chicharreros.